LA MISION DE AMOR DE LA BEATA SOR MARIA ROMERO

Leyendo los escritos de nuestra Beata Sor María Romero, parece que surge de ellos una idea que constantemente se repite y que de una u otra forma nos presenta lo que Sor María consideró su gran misión, la "misión de amor" a que fue llamada en esta vida y en la vida eterna.

Sor María lo escribe repetidas veces: "Cuando clavaste en mi alma el deseo de tener un sitio donde cobijar a las jovencitas bajo el manto de la Virgen para librarlas de las garras del demonio, me trajiste a esta casa a pasos cortos, pero firmes, para que la construyera a mi antojo; yo sé que no tengo más que mis pecados, pero con tu ayuda divina, a punta de milagros se hará. Aquí me confiaste otro campo: una misión de amor. ( EE. No 4. p 67)

En una carta a la Madre Melchiorrina (consejera general en Roma) en el año 1973, le escribe:

"¿cómo es posible que almas de 30,40, 50 y más años de no acercarse a los sacramentos, por haber concebido odio a la Iglesia, con solo dos minutos que les hable inmediatamente se convierten y van a confesarse y a comulgar? - Dígame, ¿no es para andar gritando en los corredores, alabando y dando gracias al Señor? Porque ... desde toda la eternidad, me ha escogido para esta misión divina: de propagar sin interrupción, la devoción a Jesús Sacramentado y a María Auxiliadora y ... de convertir y consolar, ( cosa que no veo hasta la vez que la haya dado a otro) Y quién soy yo, Dios mío? Una pobre vieja, ignorante, tonta, inútil y desmemoriada, etc, etc."

Vuelve Sor María sobre el tema y dice en otro momento:

" Aquí en nuestra Casa, me llegan de la mañana a la noche muchísimas personas en busca de salud, física, moral o espiritual que nuestra Madre Celeste se apresura a concederles a cambio de cumplir lo que les aconsejo: La Santa misa, Visita al Santísimo [...] Y pienso en la infinita bondad del Señor que, no solo entre las hermanas de esta Casa o de esta Inspectoría, o de todas las Congregaciones, sino de todas las hermanas del mundo, me ha escogido para confiarme esta misión de amor: de propagar la devoción a Jesús Sacramentado y a María Auxiliadora y ...consolar a los afligidos, convertir a los pecadores...

Esta misión de amor de Sor María, se extiende también a nuestros días, donde cada hermana, cada laico comprometido, cada persona que se confía en la intercesión de nuestra Beata, debe hacer suya esta misma misión de amor, con inventiva y creatividad, con fuerza y con pasión, con todas las estrategias posibles, para hacer realidad también hoy esta misión de amor, que Sor María quería.

SorMariaRomero
www.sormariaromero.com - 2014
Bienvenidos al sitio oficial de la Beata Sor María Romero
Miembro Comunidad Mi Imagen Online